martes, febrero 17, 2009

La recaída en la técnica: El estructuralismo

La última de las modas cientifizantes consiste en la reducción de los saberes a la técnica, con vueltas al monolitismo óntico de JENÓFANES de Eleo. Es el denominado estructuralismo, signo cultural de las sociedades del siglo XX, sociedades de consumo, regidas por burócratas técnicos, los consabidos tecnócratas nacidos en cuna marxista aunque quepa situar su triunfo en las naciones capitalistas, duchos en transformar los “modelos” estructuralistas en “Planes de desarrollo”, los que se empeñan en sujetar las realidades sociales estudiadas por las ciencias a los programas que ajustan los saberes científicos a los lechos de Procusto de las técnicas.

Al hablar de estructura, término del cual deriva la corriente dicha estructuralista, hay que tener en cuenta que la palabra posee acepción peculiar en el estructuralismo, disonante con el leguaje vulgar o con la terminología de otras escuelas filosóficas. En el Diccionario de la lengua castellana, publicado por la Real Academia de la Lengua, ESTRUCTURA es palabra extraña al valor que el estructuralismo se la da, puesto que puede ser, arquitectónicamente, distribución y orden de las partes del cuerpo de un edificio; biológica o mineralógicamente, distribución y orden con que con que está compuesta una obra de ingenio, tal un poema, o un relato histórico. En el Vocabulario filosófico de JUAN ZARAGUETA cobra ya un matiz superior al material o al figurativo literario, entendiéndose por estructura la composición estática de una realidad material, mental y aun doctrinal. En el preciso Vocabulario tecnique et critique de la philosophie ANDRÉ LALANDE recoge el término en su significación estructuralista, pero aplicándole exclusivamente a la psicología.

Por decirlo con FRANCISCO REMOTTI en Estructura e historia. La antropología de Lévi-Strauss, la teoría no está al servicio de lo concreto, sino al revés; el estudio de lo concreto está dependiendo de la elaboración teórica. Con la secuela, añadiré, de que al anteponer el modelo a la realidad está inclinándose por otorgar primacía a la técnica sobre la ciencia.
De todos modos, es evidente que a partir de la década de los años cincuenta de el siglo pasado, el análisis estructural se emancipa del funcionalismo, llevando a la estructura fuera del tema de la organización y dotando al sistema de leyes invariables, apoyadas en la naturaleza del hombre, muy opuestas a las de la diacronía del tiempo histórico. Lo que todavía era un ser para GEORGE GURVITCH pasa a ser un MODELO para LÉVI-STRAUSS; modelo que podrá o no alterar su estructura, pero es asumido siempre, el modelo tal como lo entienden los físicos o más bien aún los economistas.

Tecnócratas y estructuralistas coinciden en pretender recrear el mundo a su manera. Su meta esta fuera de la historia, petrificando la vida social en sus modelos a realizar forzosa y forzadamente. De consuno prejuzgan la sociedad pavorosa del mañana, encarcelando al individuo quiéralo o no, en el círculo o no, en el círculo de sus máquinas y de sus proyectos, en la cibernética de unos artefactos aptos para regular al comportamiento humano, a causa de que las energías mentales de los seres vivos dotados de razón.

Ni Dios, ni el hombre. El estructuralismo es un humanismo ateo, o si se prefiere un ateísmo deshumanizado. De ahí venga a ser el signo apocalíptico de la civilización mecanizada, técnica y sin alma de los magnos imperios capitalistas del siglo XX, del capitalismo estatal de Rusia primero soviética y luego implosión de los noventa y del capitalismo d las grandes sociedades norteamericanas. No en balde el propio CLAUDE LÉVI-STRAUSS condensó sus teorías durante en que viviera en América del Norte. Porque en esas sociedades extremosamente capitalistas ya la historia está suplantada por la técnica: en Los Estados Unidos porque carecen de historia; en Rusia porque adrede están empeñados en matarla. Detrás el estructuralismo late la suplantación de la ciencia por la técnica, una vez eliminada la filosofía; hecho que efectivamente está ya sucediendo en la segunda mitad del siglo XX.
Su triunfo supondría la sustitución de las ciencias por las técnicas; o sea, el funak de nuestra concepción occidental del mundo y de la vida.


EL HOMBRE DESHUMANIZADO

El movimiento estructuralista


En el tema que nos ocupa analizamos una concepción del fenómeno humano consiste en desentrañar al h al hombre de la subjetividad. De esta forma EL SER HUMANO queda des-almado, no siendo más que puro objeto analizable como cualquier de la naturaleza Tres grandes corrientes de pensamiento englobamos en esta antropología: el estructuralismo, el cientismo y el neopositivismo. Deben establecerse diferencias entre las tres corrientes; sin embargo, desde el ángulo antropológico coinciden en disolver al hombre en simple dato u objeto. Con tal perspectiva nos desinteresamos del resto de las consideraciones abordadas por cada corriente de reflexión.
El vocablo Estructuralismo es de difícil precisión semántica. Conviene de entrada distinguir el estructuralismo como método y el estructuralismo como método y el estructuralismo como doctrina. Si respecto al primero es relativamente fácil alcanzar un acuerdo sobre sus características, no sucede lo propio con respecto al segundo.
Como método modus operandi genético (¿) – GOLDMAN
No-genético - LÉVI-STRAUSS

Estructuralismo como doctrina (contenidos ideológicos).

El hombre deshumanizado

Estructuralismo

LÉVI-STRAUSS
FOUCAULT
LACAN
BARTHES
ALTHUSSER
DERRIDA
DESANTI
SERRES
BENOIST
“les nouveaux philosophes”
...

Cientismo

PAVLOV
SKINNER
MONOD
JACOB
LWOFF
HUXLEY
ROSTAND
LORENZ
TINBERGE


Neopositivismo

Círculo de Viena
WITTGENSTEIN
RUSSELL
CARNAP
MOORE
AYER
RYLE
POPPER
QUINE
....

Pedagogías reproductoras tecnológicas

Pkan Dalton
Sistema Winnetka
Wasbourne
Dottrens
Parkhurs
Mc Luhan
Enseñanza Programada
Máquinas enseñantes

Estos son los nombres representativos del HOMBRE DESHUMANIZADO.

BERGSONISMO EMPIRISMO

ESTRUCTURALISMO

EXISTENCIALISMO MARXISMO

ESTRUCTURALISMO COMO MÉTODO

En las ciencias formales

En las ciencias empírico-naturales

En las ciencias empírico-humanas

SOCIOLOGÍA LÉVI - STRAUSS
PSICOANÁLISIS LACAN
EPISTEMOLOGÍA FOUCAULT LINGÜISTICA
MARXISMO ALTHUSSER SAUSSURE,
CRÍTICA LITERARIA BARTHES JAKOBSON
LÉVI-STRAUSS 1908; Foucault 1926; Lacan 1901; Barthes 1915; Althusser 1916.
Saussere 1857-1913; Jakobson 1896; Bloomfield 1887-1949; Chomsky 1928.

Aplicación del estructuralismo como método.

Editó Gabriel Pautasso
Diario Pampero Cordubensis
nº 193

VOLVER a la portada de Diario Pampero Blog