miércoles, mayo 27, 2009

Perón y el GOU


Hacia el Centenario del General Perón (1895-1974-2009)

La similitud de la actual situación política y social con la que vivía el país en los prolegómenos del Pronunciamiento Cívico-Militar del 4 de junio de 1943 nos lleva a publicar en esta ocasión el documento Situación Interna que el entonces Coronel JUAN D. PERÓN redactara para los integrantes del GRUPO DE OFICIALES UNIFICACIÓN. El lector podrá hacer la adecuada sustitución de los nombres: en lugar de PATRÓN COSTA - IRIONDO (E. Carrió - Binner - Scioli-Nacha Guevara), los pactistas de entonces, puede poner Menem - Cobos - Duhalde - NCK, los pactistas de hoy; el Frente Popular de entonces se llama Frente Grande (Frente para la Victoria de NCK y CEFK), aunque sus contenidos ideológicos y objetivos siguen siendo los mismos; finalmente, el nacionalismo clerical-jesuítico de entonces puede identificarse hoy con Jorge Bergoglio y el rabino Bergman, igualmente judeocristiano y clerical. Lo único que no necesita una adecuación oportuna es la situación de postración del país y la marginación de los humildes).

Documento:

Estrictamente confidencial y secreto


SITUACIÓN INTERNA

Hasta este momento y de acuerdo con elementos de juicio disponibles, la situación interna se presenta comprendida por los siguientes acontecimientos.

1. Situación Política

a) La Concordancia: (Demócratas Nacionales y Antipersonalistas) han llegado a la fórmula “Patrón Costas- Iriondo”, impuesta por la convección del Partido (Senador Suárez Lagos). Aceptada por una parte de las fuerzas conservadoras. Resistida por otra parte de ellas y por la mayoría de las fuerzas independientes. Combatida por una gran parte de los nacionalistas.
Es de hacer notar que esta fórmula está apoyada por la banca internacional, los diarios y las fuerzas extranjeras que actúan en defensa de intereses extraños a los del país. A pesar de ser la oponente natural de la “Unión Democrática” no es combatida abiertamente por los elementos directivos que a ésta la componen, lo que infiere que entre los políticos existen puntos de coincidencia o finalidades ocultas que pueden ser coincidentes. Sin embargo, esta fórmula tiene la más franca oposición entre el pueblo mismo, sea de cualquier tendencia que fuere.
Se considera que esta fórmula en las elecciones necesitará hacer uso del fraude electoral para triunfar. En ese sentido se descarta que el Gobierno apoyará esta fórmula que es considerada como producto de sus propias inspiraciones y de su “media palabra”.
b) La Unión Democrática Argentina: no ha llegado aún a la total unificación material, ni menos aún a fórmula alguna. Se prevé que puede ser, de acuerdo con la tesis radical, “Pueyrredón-Saavedra Lamas” u otra.

2. La situación social

En tanto los capitalistas hacen su agosto, los intermediarios explotan al productor y al consumidor, los grandes terratenientes se enriquecen a costa del sudor del campesino, los grandes empleados y acomodados de la burocracia disfrutan sus buenos sueldos sin pensar sino en que esta situación dure y el gobernante se cruza de brazos ante el aparente panorama de bienestar, los pobres no comen, ni se calzan ni visten conforme a sus necesidades.
Las ciudades y los campos están poblados de lamentaciones que nadie oye; el productor estrangulado por el acaparador, el obrero explotado por el patrón y el consumidor literalmente robado por el comerciante. Tal es el panorama. El político al servicio del acaparador, de las compañías extranjeras, y del comerciante judío y explotador desconsiderado. Mediante la paga correspondiente.
La solución está precisamente en la supresión del intermediario político, social y económico. Para lo cual es necesario que el Estado se convierta en órgano de la riqueza, director de político profesional, y armonizador social. Ello implica la desaparición del político profesional, la anulación del negociante acaparador, y la extirpación del agitador social.
Todo ello da lugar a que el país existan las tendencias actuales: los comunistas y afines que buscan la solución por sus sistemas conocidos y de triste experiencia; los nacionalistas por la argentinización espiritual, la recuperación nacional y la implantación de nuevos sistemas de administración y distribución de la riqueza. Finalmente, los políticos que defendiendo su situación, propugnan el estado de cosas existente en apoyo de sus conveniencias personales.
Detrás de todo esto el pueblo que se divide en estas tres direcciones, siguiendo también lo que considera su conveniencia, mientras nadie piensa en el país que, al fin es quien con su solución dará la solución a todos.
Sin embargo. Se puede asegurar que en los momentos actuales la gente del pueblo tiene una gran desilusión de los que hasta hoy fueron sus dirigentes (socialistas, gremialistas, dirigentes obreros, etc.) y se encauzan en otras corrientes. Independientes o bien políticas o bien nacionalistas. Mientras los socialistas han perdido su antiguo auge, han adquirido preponderancia los comunistas y los nacionalistas.

3. La Situación Interna

Con la Situación política metida en un callejón sin salida que satisfaga las mínimas aspiraciones; con una Situación Social difícil, aún dentro del aparente panorama de bienestar, con la clase desconceptuada y desprestigiada, con los políticos comprobadamente delincuentes la situación interna no puede ser más desconsoladora.
Nada puede encararse ni en lo interno ni en lo externo, mientras subsista este estado de cosas. La falta de capacidad y de honestidad de los hombres de la actual generación, imposibilita encarar toda solución dentro de un encauzamiento normal y racional. Solo queda el recurso de un sacudimiento violento que permita descargar al país del remanente de tanta infamia.
Se impone una solución política-interna de extraordinaria reducción sobre los valores morales, intelectuales y materiales. Se impone una solución social que ponga a tono la extraordinaria riqueza de los menos con la no menos extraordinaria pobreza de los más.
Pero el que encare la solución de estos problemas no ha de errar, ni fracasar, porque ello representaría el caos y el cataclismo de la nación y de la nacionalidad,

(Documento tomado de la obra de ROBERT A. POTASH, “Perón y el G.O.U. Los documentos de una logia secreta”, Editorial Sudamericana, Buenos Airem 1984, pág. 198 y sgs).


Editó Gabriel Pautasso
gabrielsppautasso@yahoo.com.ar
DIARIO PAMPERO Cordubensis Nº 58

IR a la portada de Diario Pampero Blog